Los coches de juguete Chicco, diversión a toda velocidad

Los coches son un juguete que no puede faltar nunca en los momentos de ocio de los niños y niñas. De formas redondeadas, de colores y hechos a la medida de los más pequeños: con una pizca de imaginación les permiten transformar su dormitorio en el escenario perfecto para disputar emocionantes carreras y disfrutar de horas de diversión en compañía únicamente de un coche de colores y de su imaginación. Un regalo que siempre es bienvenido, un juguete pensado para su crecimiento y para permitirles disfrutar aún más de sus momentos de ocio y velocidad.

La amplia gama de coches de Chicco

A partir de modelos sencillos, Chicco ha transformado los coches de juguete en productos recreativos para la infancia, repletos de detalles para el juego y el crecimiento. Las luces que se encienden, el sonido del vehículo que corre por la carretera y el sistema de retrocarga que hace que el coche se lance sorprenden al niño y le dan muchas ideas para jugar nuevas aventuras a toda velocidad. 

Junto a los productos clásicos, inspirados en los modelos de antaño y dirigidos a los más pequeños, Chicco ofrece varios coches de radiocontrol, la opción ideal para que los niños experimenten la diversión de la conducción a distancia con total seguridad: la opción perfecta para divertirse solos, en compañía de amigos o con la ayuda de mamá y papá. 

Especialmente diseñados para pasar una agradable tarde con los amigos, los coches de juguete para conducir sobre la pista para niños son el producto lúdico perfecto para vivir divertidas competiciones y aprender a conducir el pequeño vehículo con precisión, prestando atención a las curvas y a los desafíos al volante.

Un juguete más tradicional, ofrecido por Chicco en clave moderna, es el coche de juguete con retrocarga: entre los modelos más interesantes destacan, sin duda, los que complementan el recorrido con acrobacias y evoluciones especiales.

Para correr... con la imaginación

Jugar con los coches de Chicco les da a los niños la máxima libertad: las únicas reglas son las de su imaginación. De hecho, se trata de un juguete que hace de la sencillez su punto fuerte. Y gracias a la capacidad de llevar al mundo de la infancia las formas de los deportivos y utilitarios más famosos, es también una forma divertida e inmediata de que reconozcan los modelos de los coches y motos que ven en la calle o en la televisión. Una opción recomendada para niños de todas las edades.

ENTREGA RÁPIDA
Entregamos tu pedido en 2 - 5 días laborables en Península y Baleares.
DEVOLUCIÓN 60 DÍAS
Si no está satisfecho con la compra, tienes hasta 60 días para devolverlo y te reembolsamos el dinero.
RECOMENDADO
El 95% de nuestros clientes recomiendan comprar en la Tienda Online Chicco.