Chicco Shop Club

Te aportará importantes ventajas y promociones exclusivas. Regístrate y consigue 5€ de dto. ¡Entra ahora!

Para una alimentación relajada

Para que la toma se desarrolle de la mejor manera posible, es vital que el bebé coja el pecho de manera correcta

file

Debido a que la toma puede tardar de pocos minutos a más de media hora, es recomendable que la mamá se acomode en un lugar tranquilo y busque la postura más cómoda para ella y para su bebé. El pequeño deberá quedarse tumbado, mirando hacia ella, tripa con tripa, con la naricita cerca de su pezón. Puede ser útil utilizar una almohada de lactancia, que permite posicionar al niño a la altura adecuada y ayuda a la mamá a colocarse de manera confortable, apoyando bien espalda y brazos.

En este punto el niño abrirá la boca y estará listo para pegarse al pecho y empezar a succionar; para prevenir posibles irritaciones y grietas, hace falta comprobar que tenga la boca bien abierta, cogiendo parte del pezón y parte de la aréola, con la naricita y la barbilla rozando la mama. Empezará succionando de forma rápida para estimular la salida de la leche y después el ritmo de succión será más lento y profundo... así la toma estará yendo bien.